logo-motorblog
fullbanner
síguenos en:twitterfacebookyoutube
Pruebas
Share on Facebook

 

Manejamos Audi E-tron

El primer SUV completamente eléctrico de Audi ya está en México.

11/07/2019 10:03AM

 

Búscanos en FacebookTwitter @motorblogmx e Instagram @motorblogmx 

 

By Ximena Nagano @xnagano

 

La ruta elegida fue de Saltillo a Monterrey, pasando por el parque Vitro La Botella y disfrutando de maravillosos paisajes. Antes de manejar el nuevo Audi e-tron, ya habíamos tenido un primer acercamiento en la presentación, donde se nos dieron a conocer detalles tecnológicos y sobre los grandes avances y empeño que Audi ha puesto para poder brindar en México la infraestructura necesaria para ofrecer su primer auto completamente eléctrico. Que no nada más es un derroche de tecnología, sino de gran lujo, potencia y seguridad.

 

El diseño exterior es muy llamativo, la parrilla singleframe octagonal está cerrada en gran parte e incluye terminación en gris platino, lo que identifica a e-tron como un modelo completamente eléctrico.

 

 

Las tomas de aire con las inserciones en color negro dejan a la vista la ubicación de la batería. En la parte trasera, carece de tubos de escape y sobresale por las luces continuas muy similares a lo que encontramos en Q8.

 

El logo sobre la tapa de carga (tiene una entrada de carga de batería en cada costado) y las pinzas de freno, van pintados en el color naranja para identificar los modelos e-tron.

 

 

Fueron cerca de 200 kms los que recorrimos con maletas y cuatro personas a bordo (cinco viajarían muy cómodas, gracias a que le piso es completamente plano), pasando por autopistas, pequeños poblados, muchas curvas sumamente pronunicadas y entornos llenos de vegetación; algunos de ellos similares a los del algún cuento. Por momentos pudimos acelerar a fondo y descubrir el empuje bestial que posee.

 

 

En algunos otros tramos y sobre todo en las bajadas, intentabamos recuperar batería mediante desaceleración, frenadas y con el modo de manejo efficiency; cuenta con hasta 7 modos de manejo que podemos seleccionar con Audi drive select, ajustando el sistema de la suspensión adaptativa con control de amortiguación. Los muelles neumáticos se adaptan individualmente a las condiciones de la carretera en función de la velocidad y las preferencias del usuario, llegando a variar la altura de la carrocería en hasta 76 milímetros.

 

 

Tuvimos un pequeño trayecto de off road y hay la suspensión se adapta fácilmente al camino, recordandonos que estamos manejando un vehículo eléctrico y con tracción quattro.

 

 

Resultó muy divertido manejar esta nueva propuesta deportiva de Audi, que es apto para uso diario o llevarle sin ningún problema a carretera. La marca considera y de acuerdo a sus pruebas, que podrías tener con una sola carga una autonomía de más de 400 kms, gracias a la batería de alto voltaje según el ciclo de homologación WLTP. Es interesante y retador, poner a prueba las paletas de cambio situadas detrás del volante, en donde con 3 diferentes niveles de recuperación de energía podemos demandarle más recarga a la batería.

 

 

Audi e-tron es fabricado en Bruselas y por su tamaño se posiciona entre Audi Q5 y Q7, con una longitud de 4.901 mm, anchura de 1.935 mm, altura de 1.616 mm y distancia entre ejes de 2.928 milímetros. Durante nuestra ruta pudimos comparar los tamaños contra Q5 y Q8 y los 10 cms que les separan de uno y otro se pueden apreciar. La capacidad total de la cajuela es de 660 litros.

 

 

En el interior encontramos gran lujo y calidad en todos los detalles. Los asientos son muy ergonómicos y los materiales de alta calidad aunado al diseño, aportan gran sobriedad. Disfrutamos de dos grandes pantallas del sistema MMI touch response, por lo cual practicamente ocurre ya todo de manera táctil o mediante el sistema de control de voz. El Audi virtual cockpit plus cuenta con una tercera pantalla en la que aparece información relativa al motor eléctrico.

 

 

Audi e-tron ofrece el sistema MMI Navegación Plus, con LTE Advanced y punto de acceso Wi-Fi incluidos. El sistema de navegación muestra también, los puntos de recarga más adecuados dentro de los recorridos establecidos. Para ello, el sistema de navegación considera no solo el estado de la batería, sino también las condiciones de tráfico. En el cálculo del tiempo estimado para las rutas se incluyen los tiempos de carga.

 

 

Audi e-tron se nos entregó con 82% de carga de batería y después de haber recorrido los trayectos que les menciono, exigiendole al motor, y por momentos recuperando energía; lo devolvimos con 48% de carga, nada mal considerando que tuvimos un manejo muy tradicional.

 

 

¿Qué mueve a Audi e-tron?

Dos motores eléctricos, sin emisiones. Sabemos que el auto está en movimiento porque emite un ligero sonido muy característico de los eléctricos. En modo boost, los propulsores entregan una potencia combinada de 408 hp (300 kW) y 664 Nm. En este modo, el Audi e-tron sólo necesita 5.7 segundos para alcanzar los 0-100 km/h. En todos los casos, la velocidad máxima está limitada electrónicamente a 200 km/h. Bajo el cofre se esconde una tapa de gran tamaño donde encontramos los cables de carga.

 

La batería, se instala entre ambos ejes en forma de bloque ancho y plano, justo por debajo del habitáculo. Esto hace que el centro de gravedad sea parecido al de un sedán. El reparto de pesos está equilibrado en una proporción de casi 50:50.

 

 

Recuperando energía de dos maneras:

 

- Circulando por inercia mientras el conductor levanta el pie del acelerador, o mediante la frenada

 

- En deceleraciones de hasta 0.3 g, el SUV recupera energía únicamente mediante los motores eléctricos. Esto sucede en el 90% de las situaciones de conducción. El sistema de frenada únicamente entra en juego cuando el usuario pisa el pedal y se alcanzan deceleraciones de más de 0.3 g. En este caso, el sistema responde con celeridad gracias a un sistema de frenado electrohidráulico. Audi es el primer fabricante en el mundo que emplea este concepto en un vehículo de producción con motor eléctrico. En frenadas desde 100 km/h, el Audi e-tron es capaz de recuperar energía eléctrica con un par máximo de 300 Nm y una potencia de 220 kW. Esto es más del 70% de la energía que produce su sistema de propulsión. Ningún otro modelo de fabricación en serie puede alcanzar este valor. Dependiendo de la situación de conducción, el sistema integrado de control de frenada electrohidráulico decide si el auto utiliza el motor eléctrico, el freno o una combinación de ambos en cada eje de forma individualizada.

 

 

Sobre las estaciones de recarga:

 

Audi actualmente cuenta con 23 dealers donde podrás encontrar estaciones de carga rápida y continúa trabajando para contar con cobertura nacional en sus 44 concecionarias. En viajes largos, se puede hacer uso de las estaciones de carga de corriente continua (DC) de hasta 150 kW, una primicia para automóviles de fabricación en serie. Gracias a ello, con una carga de aproximadamente media hora, el vehículo está listo para cubrir una amplia distancia. También existe la posibilidad de recargar con corriente alterna (AC) hasta 11 kW; la recarga con 22 kW estará disponible como opción con año modelo 2020.

 

 

Es importante mencionar que los espejos virtuales no están disponibles en México, si estás interesado en adquirir un e-tron, personal de Audi acude a tu domicilio para conocer las características de tu instalación eléctrica y así ofrecerte la mejor oferta de opciones de recarga en el hogar o en la vía pública a través de sus centros de recarga.

 

Para cargar la batería en casa, Audi ofrece varias soluciones. El sistema de recarga compact puede funcionar con una toma doméstica de 110 voltios o con una toma bifásica de 220 voltios. El sistema de carga opcional connect duplica la potencia de carga hasta 22 kW.

 

 

 

 

En cuanto a tecnología y seguridad, Audi ofrece múltiples sistemas de asistencia, consejos predictivos en Audi virtual cockpit y el sistema de recuperación automático de energía, ayudan a conducir de una manera más eficiente. En combinación con el asistente de crucero adaptativo, el asistente de eficiencia puede, hacer que el vehículo acelere o frene de forma predictiva.

 

 

Audi E-tron está disponible en única versión 55 Advance (nuestro color favorito blanco o azul) con un precio de $1,919,900. Hasta el momento se han vendido 70 unidades y pretenden terminar el año vendiendo 30 más.

 

 

 

 

 

 

 

 

sponsor

lo nuevo

motorblog tv

sponsor

motorblog tv

twitter

facebook